Infraestructuras

Acústica infraestructuras

La contaminación acústica ambiental se relaciona con el ruido causado por el tráfico de carreteras, ferrocarriles y aeropuertos, la industria, la construcción y otras actividades al aire libre.

La exposición prolongada al ruido puede provocar efectos graves para la salud afectando al sistema endocrino humano y el cerebro, como alteraciones del sueño, enfermedades cardiovasculares, molestias (una sensación de malestar que afecta al bienestar general), deterioro cognitivo y problemas de salud mental, tinnitus.

El tráfico rodado es la fuente más predominante de ruido ambiental en Europa.

Se estima que 125 millones de personas se ven afectadas por niveles de ruido del tráfico rodado superiores a 55 decibelios (dB) Lden, incluidos más de 37 millones expuestos a niveles de ruido superiores a 65 dB Lden.

La exposición al ruido del tráfico rodado va seguida de:

  • ruido del tráfico ferroviario (casi 8 millones de personas expuestas por encima de 55 dB Lden),
  • ruido de aviones (casi 3 millones de personas expuestas a más de 55 dB Lden), y
  • ruido industrial en zonas urbanas (300 000 personas expuestas por encima de 55 dB Lden).

La Directiva exige que los Estados miembros preparen y publiquen, cada cinco años, mapas de ruido y planes de acción de gestión del ruido para:

  • aglomeraciones con más de 100.000 habitantes
  • carreteras principales (más de 3 millones de vehículos al año)
  • principales ferrocarriles (más de 30.000 trenes al año)
  • aeropuertos importantes (más de 50.000 movimientos al año, incluidos pequeños aviones y helicópteros)

 

Anexo 1, Inmisión sonora en el ambiente exterior producida por las infraestructuras de transporte viario, ferroviario y marítimo de la Ley 16/2002, de protección contra la contaminación acústica.

Evaluación en posible afectado (niveles de inmisión) de acuerdo UNE-ISO 1996-1:2005 Acústica. Descripción, medición y evaluación del ruido ambiental. Parte 1: Magnitudes básicas y métodos de evaluación.

Anexo 7. Inmisión de las vibraciones en el interior de los edificios, del Decreto 176/2009 del 10 de noviembre, por el que se aprueba el Reglamento de la Ley 16/2002, de 28 de junio, de protección contra la contaminación acústica, y se adaptan sus anexos.

La normativa de seguridad en edificios públicos señala la obligación de utilizar sistemas de alarma por voz en edificios públicos de alta concurrencia (de aforo superior a 500 personas). Los sistemas de megafonía con mensajes pregrabados y en conexión con los sistemas de seguridad e incendios constituyen los sistemas de alarma por voz.

Los sistemas de alarma por voz pertenecen a la norma de producto UNE EN 54-16:2010 UNE EN 54-24:2010 dentro de la colección de normas de producto de “Sistemas de detección y alarma de incendios” y listada en UNE 23007-1:1996 anulada por UNE EN 54-1:2011 que según aparece en el CTE

Más Proyectos

Nuestros Proyectos:

Infraestructuras